veganismo · Veganos

Carne de vacas felices, carne respetuosa y carne consciente

Carne vegetal Moving Mountains www.losveganossomosgentecasinormal.com
Hamburguesa de carne que sí respeta a los animales porque es carne 100% vegetal. Es de Moving Mountains, la probé en Punto Vegano (Madrid)

Carne de vacas “felices”

Carne respetuosa

Carne consciente (ataque de risa en 3….2….1…)

Hay cada vez más gente que cuando les dices que eres vegano, asienten como que te entienden y te dicen “yo sólo como carne de vacas felices”, con más cara de autocomplacencia que la mía. Al parecer, la gente que come carne de vacas felices está convencida de que es un acto de consideración hacia los animales o que esa carne, de alguna manera (mágica) no daña a los animales. También he oído la expresión carne “respetuosa” (no se puede ser más cínico) y la más reciente: carne “consciente” (como si por añadir consciente al sustantivo se convirtiera (de nuevo por arte de magia) en algo profundo que te exime de toda responsabilidad en la muerte del animal. La gente que come este tipo de carnes van todos derechitos al cielo y se sientan a la derecha del Señor por buenos (los veganos nos sentamos sobre su regazo…jejeje).

Pero…cuando se dice carne consciente…¿las conscientes son las vacas o lo es el ganadero? ¿o puede ser consciente un filete? me genera muchas dudas ese nombre. Demasiado rebuscado para mí.

¿Cual es la diferencia entre esos tres nombres? -Pues, para los animales ninguna porque en los tres casos la vaca o el ternero (o el pollo o el animal que se tercie) tiene que morir para que se lo coman. Y un animal muerto está igual de muerto en la ganadería industrial como en la mal llamada “respetuosa”. Muerto está. La lista de arriba no son más que eufemismos para intentar engañarnos a nosotros mismos. Comer animales es matarlos.

Ohhh, qué radical soy. Hoy en día no se puede ser tan radical, ¿no? Pues lo siento pero la muerte de animales es irreversible y no hay matiz posible. Sé que está de moda decir que no todo es blanco o negro, que hay toda una gama de grises en medio y sin embargo en lo que atañe al consumo de carne no cabe el gris tibio. Me explico.

Para que uno de esos que comen carne respetuosa/consciente/feliz  se coma un filete, una vaca ha de morir del todo, no sólo un poco y no hay vuelta atrás, no hay gris guay posible porque la muerte no tiene gradación. Por muy poca carne que comas o muy respetuosa que sea contribuyes igual porque esa “poca” carne pertenecía a un cuerpo que ha tenido que morir gratuitamente. O te la comes o no. Lamento deciros que las vacas no son como Lobezno y sus partes amputadas no se regeneran. No hay una forma inofensiva de comer animales. Así que o eres partícipe de su muerte o no lo eres. Decir que hay un término medio en este tema es faltar a la verdad. La muerte de animales sí es blanca o negra, sí es una cuestión de conmigo o contra mí. Si de verdad respetas algo no lo matas. Otra cosa es lo que cada uno quiera creer, contarse y con lo que quiera contentarse.

Llamar a la carne respetuosa no evita la muerte al animal; llamarla carne consciente, tampoco. La llames como la llames, lo cierto es que lo que te comes es un animal criado y asesinado en un matadero (por muy consciente y respetuoso que te creas que es, es un lugar donde se mata. No veo cómo asociar eso con respeto) con el único fin de contentar a tu paladar puesto que comer carne es completamente innecesario. De nada le sirven esas etiquetas al animal que masticas. Pero tú sí tienes muchas alternativas vegetales disponibles.

La carne de animales felices

¿Y cómo se sabe que las vacas o las gallinas son felices? Eso me pregunto yo. Quizá se sabe porque a los terneros se les hace rellenar un formulario de satisfacción antes de ser asesinados en plan: ” En una escala del 1 al 10 ¿cuánto recomendaría este matadero a sus amigos?” o “Valore el trayecto hasta aquí con uno de estos emuuuuticonos 😁😡🤢. Muchas Gracias”.

No me cansaré de decirlo pero aunque una vaca tiene una esperanza de vida de unos 20 años en libertad, los terneros destinados al consumo (llámese respetuoso consciente o industrial) son asesinados al año de nacer. Los pollos podrían vivir 10 años y son asesinados a las 6 semanas (pero a los ecológicos los dejan vivir más: 3 meses ¡guau!); las ovejas podrían vivir 15 años pero a los corderos se les mata cuando tienen de 3 a 10 meses. Vida breve pero feliz ¿no? Pero breve de narices.

Al final, las cosas son las que son. La sangre derramada de un cuerpo degollado, destripado y desmembrado es lo que es. Y desde luego, no es una imagen feliz, consciente ni respetuosa con nada y mucho menos con los animales que allí cuelgan muertos en hileras de cadáveres. Os animo a visitar un matadero donde se mate animales “felices”. Seguro que los animales entran cantando y en vez de sangre hay zumo de fresa (detox). Chachi que sí.